Iban a jugar el partido de sus vidas y las perdieron en el camino

Metamorfosis de Martí Perarnau, la innovación y el agradecimiento
Viernes 11 Noviembre, 2016
Sin inventar la pólvora mojada se puede también encender una mecha
Jueves 15 Diciembre, 2016

Iban a jugar el partido de sus vidas y las perdieron en el camino

Iban a jugar el partido de sus vidas y las perdieron en el camino, convirtiéndose en eternos. Sucesos como este nos invitan a reflexionar sobre lo importante que es la vida. Una vida muy corta pero a la vez suficientemente larga si aprendemos a vivirla correctamente. Es es quizás el secreto: aprender. Aprender a vivir sabiendo que cualquier día abandonamos este mundo y que nadie va a esperar a que tengamos los deberes hechos.

Aprender a vivir sin procrastinar todo lo relacionado con lo que es la esencia de nuestra persona, dejando muchas veces a un lado el mundo de las falsas creencias limitantes. El trabajo es tan solo una parte de lo que somos, y una actividad que debe de ayudarnos a desarrollarnos como personas y servirnos como un medio que nos ayude a vivir de una manera digna y auténtica, siempre respetando los principios de libertad de los demás.

Todo esto no quiere decir que tengamos que olvidarnos de nuestras obligaciones, trabajo, familia, amigos… pero sí que no nos quedemos al margen de nosotros mismos.  Sólo así, cuando  llegue el momento tendremos la sensación de que algo hicimos por nosotros mismos. Dedicado a todos aquellos que no quieren dejar de vivir su vida, que nunca pierden el respeto por ella y que jamás se quedan al margen de ellos mismos. Y cómo no, dedicada también a todos aquellos aquellos que, como yo, están en el proceso de aprender todo esto.

¿La frase del día de hoy? “Cuando hayas descubierto tu razón para vivir, ya no habrá ninguna pregunta que no puedas responder o de la que estés lo suficientemente cansado como para averiguar la respuesta” (Anónimo). Descansen en paz. Tal y como dijo alguien en una ocasión: “La muerte se ha llevado sus cuerpos, pero su espíritu siempre estará con nosotros, por siempre en nuestros corazones”.

Jon Pascua Ibarrola, entrenador de porteros.
Bermeo, Sábado 3 de diciembre de 2016.

P.D: Hace unos meses escribía una nota en mi blog personal en la que hacia referencia a este hecho, el de aprender a vivir en equilibrio. A continuación y para todos aquellos interesados en leer unas cuantas reflexiones al respecto, adjunto el enlace:
 
– El equilibrio entre la vida y el trabajo: La lucha más significativa del hombre.