El fantasma de Orlando Pirates y Kaizer Chiefs me persigue

Finalizada la sesión de entrenamiento con normalidad ya estoy en el gimnasio Virgin Active de Melrose Arch. Un par de cafés, esta vez servidos por supporters de Kaizer Chiefs y Orlando Pirates, pués el camarero de Sundowns tiene el día libre, y directo a la sala de máquinas.
Nada más llegar al gimnasio he tenido que ser víctima de las habituales bromas de todos los empleados. Es lo que tiene ser goalkeeper coach de Sundowns en estos momentos de crisis.
Un sin vivir, camareros, personal de seguridad, jardineros y persona de limpieza me tienen “frito”, no tengo descanso, me recuerdan a todas horas el partido de ayer. Gracias a Dios “Sweetan” tiene un gran sentido del humor y es capaz de llevarlo con dignidad.
Ojala pueda seguir muchos años quedándome a las puertas de ganar un título de liga , eso significará que estoy disputándolas y que sigo teniendo trabajo. Cosa que con la que esta cayendo, por ejemplo en España ¡No es poco!
Hoy más que nunca debo recordar que sigo amando al equipo que reza con
el eslogan de “El cielo es el límite”. Y sobre todo, que la vida no va
sólo de esto y que hay cosas mucho más importantes. Y que como he dicho en más de una ocasión en una gran frase: “El fútbol no es el fin, el fútbol es el medio”.Foto: Algunos de los camareros del gimnasio Virgin Active de Melrose Arch. Dos de ellos aficionados de Kaizer Chiefs y uno de ellos de Orlando Pirates, lo podreis reconocer por el gesto de sus brazos, simulando un par de “huesos”.

 

Comments are closed.