Mañana soleada en Suazilandia, con la mirada ya puesta en el trabajo

Nueva mañana, nuevas ilusiones y cómo no, nuevo día. Mañana soleada en el Reino de Suaziladia. Hoy he decidido madrugar, para eso de las siete de la madrugada ya me encontraba dando un paseo en compañía de mi música por los alrededores del hotel, concretamente por sus campos de golf.
He tenido la oportunidad de cruzarme con una impresionante partida de japoneses perfectamente ataviados para la ocasión. ¡Es imposible viajar a través del mundo sin encontrarte uno!
Con las miras puestas en el entrenamiento de hoy, sabiendo que dispongo de 45 minutos con mi “Ejército de las tinieblas”. Contenidos de juego con el píe, con tareas de control y pase (corta y media distancia), algo de motricidad (con blocajes con caídas) y finalizaré con de nuevo unas cuantas impulsiones a modo de juego aéreo combinándolas con inicio de juego ofensivo mediante pase con la mano y volea.
Continuos cambios de espacio y tres cuartos de hora que se pasarán volando. Tras esto, trabajo táctico con el grupo y se acabo lo que se daba.
Desde su habitación en el hote Royal Swazi Spa de Mbabane, concretamente la 367, pensando ya en el trabajo, el goalkeeper coach de Sundowns. Good morning! Buenos días! Egun on!

Foto: Mswati III, rey de Suazilandia, esta vez ataviado en un elegante traje antes de aparecer ante los medios de comunicación.  En el Reino de Suazilandia, cerca del 40% de la población adulta padece sida, lo que supone el mayor índice de infección del mundo, siendo un país en el cual la esperanza media de vida no supera los cuarenta años según un manual de la CIA. Posee una población de 1,2 millones de personas, mas de dos tercios de las cuales se ven obligadas a subsistir con menos de 0,60 euros al día. Me parece que en Europa nosotros estamos mejor con nuestra “crisis” que esta gente con su “miseria”.

 

Comments are closed.