Disfrutando de una gran tarde de sol africano en un parque con vida propia

Tras finalizar la sesión de entrenamiento y la “barbacoa” programada en nuestra Ciudad Deportiva de Chloorkop para el día de hoy,  me encuentro disfrutando de una estupenda tarde soleada. ¿Dónde? En un parque próximo a Melrose Arch, que se encuentra a escasos 2 minutos andando desde mi apartamento. Un lugar al cual acudo a menudo a tomar el sol, a pasear mientras escucho música o incluso también a trabajar.
Es otra de las cosas positivas que tiene mi trabajo, no tengo, por ejemplo, porque estar entre cuatro paredes para ver de nuevo nuestro último partido y preparar los clips de vídeo de las acciones de Wayne Sandilands. Desde aquí, a menudo, suelo editar también los vídeos de nuestras sesiones de entrenamiento, o incluso preparo los clips de los penalties de nuestro próximo rival.
Es un parque que tiene vida propia, además de los eventuales visitantes, como es mi caso, hay gente que hace su propia vida aquí, gente, que vive aquí. Son los llamados vagabundos. Dando un paseo, se pueden observar los prácticos “tenderetes” que se montán entre los árboles para poner a secar la ropa que limpian en el riachuelo que atraviesa el parque.
También se les puede ver detrás de rocas como la que estoy ocupando en estos momentos, echando la “siesta”, o charlando mientras disfrutan de este estupendo sol africano. Al otro lado del riachuelo, es habitual también ver la presencia de varios coches de policía, o alguna unidad de los Swat (unidades especializadas en intervenciones especiales) ocupados en la misma tarea, la siesta. Abren las puertas de sus coches, reclinan sus asientos y a dormir.
En varias ocasiones los he tenido a escasos 20 metros de mi posición, estos últimos, hablo de los Swat, lo hacen en la parte trasera de sus “pick ups”, al aire libre, sin tan siquiera quitarse sus chalecos. Cómo podéis ver, es un parque con una vida propia.
90 minutos con mi particular “Ejército de las Tinieblas” en la sesión de entrenamiento de hoy, donde la fuerza explosiva ha sido la principal protagonista, con transferencia a acciones técnicas como el pase con la mano, el pase de volea, el despeje a ras de suelo, el golpeo y el control y pase.
En al parte inicial de la sesión ejercicios de coordinación, con el objeto de aumentar la temperatura muscular y adaptar el cuerpo para el trabajo posterior. Bien en cuanto a contenidos y cargas, y realizando por primera vez durante la presente temporada impulsiones unipodales en las tareas de fuerza explosiva mediante los habituales pasos de vallas. Desde un parque con vida propia, donde para muchos el día a día no es tan agradable y fácil cómo lo es para mí, Jon Pascua Ibarrola, también conocido como el goalkeeper coach de Sundowns. Por cierto, creo que no hace falta que diga que como siempre, con amor, mucho amor.

Comments are closed.