A pocas horas de la batalla de Soweto frente al impetuoso Orlando Pirates

En nuestro hotel de concentración de Johannesburgo a escasas horas del comienzo del partido frente a Orlando Pirates. Un derby que se jugará a las 20:15 horas de la noche en el Orlando Stadium del suburbio de Soweto, en territorio pirata. Partido importantísimo tanto para ellos como para nosotros pues junto con Kaizer Chiefs, estaremos todos ahí en la pelea para hacernos con el título de liga al final de la presente temporada.
Y cada vez hay menos margen de error y de maniobra. En estos momentos Orlando Pirates ocupa la 6º posición en la tabla con 23 puntos, 5 menos que nosotros, pero con 3 partidos menos. Puntos obtenidos de sus 7 partidos ganados, 2 empatados y 3 perdidos de los 12 que han disputado hasta el momento. Completan sus números sus 18 goles a favor y 11 en contra.
En estos momentos me encuentro en una de las mesas del jardín de la piscina del hotel, como siempre inmerso en un nuevo artículo para el área de metodología de la web. Tengo varios comenzados, los cuales voy acabando a ratos, en esos momentos en los cuales siento la necesidad de escribir algo, sin forzarlo.
Hoy por ejemplo estoy desarrolando un artículo que titularé “El mito de la sesión de entrenamiento previa al partido”. En referencia a eso, al mito que se ha creado con la sesión pre-partido y la preocupación y la reflexión que genera en muchos de vosotros, que infinidad de veces me habéis escrito de manera privada para ver mi punto de vista al respecto.
En unos cuantos días, seguro que lo tendréis, en cuanto termine el artículo en estos “ratos” de inspiración. Ayer sin ir más lejos me acoste a las 03:00 de la madrugada editando el vídeo de la sesión prepartido de ayer. Que por cierto fue realmente espectacular, sobre todo en la “entrega”.
Tras editarlo lo ví más de 5 veces antes de irme a dormir, disfrutando de la “cultura” de entrenamiento que hemos creado. Si, he dicho cultura, porque es lo que es: Una auténtica cultura y una manera de entender el entrenamiento. Cuando la veáis, comprenderéis de lo que os hablo. Vaís a poder descubrir y sentir la “esencia” de mi particular “Ejército de las Tinieblas”, ese que muchos estais siguiendo desde hace mucho tiempo y los auténticos protagonistas de esta aventura.
Pase lo que pase hoy, estemos afortunados o no en el partido, nosotros vamos a lo nuestro y seguimos trabajando a nuestro ritmo, buscando el nivel más alto que podemos alcanzar, independientemente del resultado, que sabemos que es lo más importante pero no dejamos que condicione nuestro trabajo.
No hay estrés, no hay ansiedad, no hay miedo al error en el día de hoy porque realmente vivimos al margen de todo esto a pesar de que lo aceptamos como parte de nuestro trabajo. Y aunque parezca mentira, esta es para mí la mejor forma de conseguir un buen resultado ¡Jugar y sentirse libre!
Es una de las máximas que sigo también como entrenador, centrarme en mi mejora personal sin obsesionarme el resultado. Ambos, tanto mi particular “Ejército de las Tinieblas” como yo, estamos centrados en recorrer el camino más que en llegar al destino.
¿La frase para la mañana del día de hoy? “La vida de cada hombre es un camino hacia sí mismo, el intento de un camino, el esbozo de un sendero” (Hermann Hesse). Desde Johannesburgo como siempre con amor mucho amor el goalkeeper coach de Sundowns, también conocido como Jon Pascua Ibarrola.

Foto: Con el hermano Charlie (portada y arriba). Aficionados del Orlando Pirates haciendo el gesto con el que se identifica a los “Piratas”, brazos en cruz simulando los huesos de una calavera (abajo).

Comments are closed.