Ajax Cape Town & Sundowns (19:30) con los tres puntos como objetivo

Hoy a las 19:30 horas en el Cape Town Stadium de Ciudad del Cabo nos enfrentaremos al Ajax Cape Town en partido correspondiente a la segunda jornada de liga. Un partido al que acudimos con el único y claro objetivo de los 3 puntos. Tras la decepción de nuestra eliminación de la la MTN8 Cup y el empate de la primera jornada frente al Maritzburg United, tan sólo nos valen los 3 puntos. Viento, nubes y ligeras lloviznas en la que dicen una de las ciudades más bonitas del mundo. Un clima que me recuerda mucho al de mi pueblo natal, Bermeo. ¡No hay mal que por bien no venga!.
Con todo listo y preparado, tan solo me queda esperar hasta la hora del partido.  Tiempo que aprovecharé para cambiar de habitación con objeto de evitar morir abrasado en la ducha. ¡Imposible regular la temperatura del agua! El mismo problema que hace unas semanas me hizo cambiar de habitación en este mismo hotel hasta en 3 ocasiones. Tal y como suele decirse ¡El que no llora no mama!
De momento llevo 5 horas esperando y parece que va para largo. Yo así, como el que no quiere la cosa, bajo a la recepción cada dos horas para recordarles que estoy esperando. En este país, como no les aprietes, 2 horas se convierten en 2 semanas o 3 meses, e incluso un año. ¡Si yo os contara o contase! Tengo para escribir un libro y el mejor “Master” de paciencia bajo el brazo del Universo.
El tiempo, es algo que no tiene mucho valor en este continente, e incluso el respeto. Como protestes con dudas no te toman en serio, a menudo hay que ser enérgico y agresivo sin quieres salirte con la tuya. Esto último es algo que me veo obligado a hacer en algunas ocasiones, y que tras conseguir lo que necesito (lo justo) me hace sentirme culpable pero es que aquí, en este país, no puede ser de otra manera. Si no te muestras firme te toman por el “pito de un sereno”. Como des un paso atrás estas “muerto”.
Justo ahora, tras tener unas palabras en un tono un poco más alto de lo normal con varias de las encargadas del hotel, antes de dar comienzo a escribir esta noticia, me acaban de llamar para que baje a recepción y efectuar el cambio de habitación. A menudo me tengo que perdonar a mi mismo por ser un “borde”, pero prefiero eso a que me tomen por “gilipollas”. Que Dios me perdone por esto, pero es por mera supervivencia, no es nada personal. Esto es así cada minuto, cada hora, cada día, cada semana, hay que pelear mucho para avanzar una yarda, tanto en tu vida personal como en el trabajo.
Este, es el entorno en el cual llevo viviendo durante los últimos cinco años. Un entorno, que amo tanto como me desgasta, como me agota. Es por eso que cada cierto tiempo necesito volver a casa para descansar de esta continua pelea. Os aseguro que no es nada fácil enfrentarte a este tipo de problemas y situaciones a diario. Si os soy sincero, no hay día que no viva una situación “anormal”.
Y aunque me he habituado, hay algunas que no las paso por alto. Aquí, he aprendido a seleccionar las cosas por las cuales tengo que asumir un desgaste. De cada 10 dejo pasar 9 y me peleo por 1. Esas 9, a menudo, me hacen sentir como si perdiera mi integridad, porque se que son justas y debo pelear por ellas, pero por otro lado se que debo evitar hacerlo para utilizar esa energía en algo realmente mucho más importante.
Mi vida aquí, es una elección constante de “guerras” y “batallas” a las cuales debo acudir. Y una trama “psicológica” que a veces, incluso, hasta me motiva. Y lo hace porque a menudo me lleva hasta el límite y me obliga a gestionar mi frustración para no caer en la desesperación. Esta amigos, es también parte de la aventura y algo, que hasta que uno no lo vive, no lo comprende. ¿La frase del día de hoy? “Frente al abismo, lo único que queda es aprender a volar” (Anónimo).
Desde Ciudad del Cabo como siempre con amor mucho amor el goalkeeper coach de Sundowns, también conocido como Jon Pascua Ibarrola. Por cierto ¿Sabéis que es lo más grande que el goalkeeper coach de Sundowns ha hecho en su vida? Venir a este país. ¿Y lo segundo más grande? Será abandonarlo.
La vida es un cúmulo de sensaciones y la mía ¡No lo es menos! Aún con todo, siempre agradecido, terriblemente agradecido, por tener incluso la oportunidad de vivir este tipo de situaciones cada hora, cada día, cada mañana. ¿Sabéis por qué?¡Porque quiere decir que siento, que la sangre corre por mis venas, que las emociones se mueven a bandazos dentro de mi corazón, que las decisiones dan trabajo a mi mente y que, sobre todo, estoy vivo. The Sky is The Limit!

Comments are closed.