Crónica de la enfermedad del ébola, las bromas, Sudáfrica y el racismo

La cabeza nos hace ser lógicos y mientras, el corazón, nos hace soñar
viernes 6 junio, 2014
Noizbait de Ken Zazpi y un partido de la Telkom Cup de agonía e infarto
domingo 26 octubre, 2014

Crónica de la enfermedad del ébola, las bromas, Sudáfrica y el racismo

Tras la sesión de entrenamiento de hoy, que consistirá en un partido amistoso frente a un equipo de la zona, daremos por finalizada la primera de las dos semanas de estas nuevas fechas FIFA. Todo continúa con normalidad y al contrario de la anterior semana, por diferentes motivos, me he decidido por hacer un pico de “descarga” con los componentes de mi particular “Ejército de las Tinieblas” que se han quedado en casa, como son Wayne Sandilands y Thela Ngobeni.
Tan sólo he apretado realmente de verdad un solo día, dejándome llevar con calentamientos simples y sencillos con los porteros previos a su participación en las habituales tareas integradas con el equipo. Un pico de descarga tanto físico como psicológico que me va a venir de maravilla para subir la intensidad en los entrenamientos de la próxima semana al cargar los porteros, con este descanso, las pilas.
Por lo demás, semana de eventos para el goalkeeper coach de Sundowns que el jueves tuvo que acudir a la final de la Kay Motsepe Schools Cup disputada en Pretoria en representación del club. Un torneo que cumplía su décima edición y que es financiado por nuestro presidente y magnate minero Patrice Motsepe.
La verdad es que fuera de mi horario en el club y de trabajo, prefiero mantenerme al margen de todo este tipo de eventos y actos sociales, que ha menudo son muchos, pero cuando tengo que acudir, la verdad es que los disfruto, ¡Y mucho! Tal y como hice este jueves pasado. Durante la tarde de hoy me desplazaré también de nuevo a la ciudad de Pretoria para disfrutar en directo del partido de nuestro equipo de reservas en la “Multichoice Diski Challenge” frente al Chippa United.
Un encuentro en el que nuestro portero Thela Ngobeni defenderá la portería de Sundowns. Y hablando un poco de las conversaciones de moda, comentar que de la enfermedad del ébola se habla más en España que en Sudáfrica, y que las gentes de África llevan conviviendo mucho tiempo con esto y es por eso que no hablan demasiado de ello. Bromeando comentan: “En cuanto la enfermedad llegue de manera seria a EE.UU y Europa lo van a solucionar muy rápido”. Y seguramente sea verdad. Llevan sufriendo esta enfermedad durante mucho tiempo y su percepción es que cuando el viejo continente y los americanos sufran el problema seriamente se van a invertir los medios y dinero necesarios para solucionarlo.
Aquí no hay manera, es complicado que te registren correctamente los datos personales en un banco para abrir una cuenta bancaria así que imaginar lo que puede ser el resto. ¡Y lo digo por experiencia! Se de lo que hablo. Llevo estas últimas 3 semanas soportando el caos administrativo de este país, invirtiendo energía y mucho tiempo en asuntos que en España, por ejemplo, me llevarían 2 minutos. Lo más simple aquí, en este país, se convierte en algo muy complicado.
Y esto en un país como Sudáfrica, que es lo más desarrollado de África, con lo que os podéis hacer una idea de que es lo que puede pasar con el brote de esta enfermedad en el resto de los países de este continente. Si esto sigue así, no se lo que va a pasar con nuestra próxima participación en la Champions de África.
Algunos jugadores africanos que juegan en Europa, se han negado incluso a acudir a sus compromisos con sus respectivas selecciones, tal y como he podido leer en algún diario deportivo esta semana. De momento todos nuestros jugadores internacionales están acudiendo a sus compromisos, aunque cualquiera sabe hasta cuando lo seguirán haciendo.
¿Lo curioso de todo esto? Que seguramente la única forma de que esta gente pueda ser salvada de esta lacra es cuando ésta llegue seriamente a Europa y EE.UU. Es lo que piensan y realmente, si perdemos dos segundos dándole un par de vueltas a esto en el cerebro, nos daremos cuenta de que tiene sentido. Con tan sólo una afectada en España, en un sólo día, he oído hablar más de la enfermedad que en los casi 4 años y medio que llevo en África.
Y por cierto, aquí se hacen también bromas del ébola y no pasa nada, como se hacen también sobre el racismo. Es curioso que estas bromas en España afecten más que, por ejemplo, en este país, donde se tratan estos temas con la mayor naturalidad del mundo. Incluso con un gran sentido del humor. Si publico algunas fotos que circulan por ahí bromeando sobre la enfermedad del ébola alguno se tendría que frotar los ojos.
Si pongo alguna en mi twitter os aseguro que pierdo los algo más de 2.800 seguidores que tengo. Que diferentes se viven las cosas desde la distancia. Por poner otro ejemplo, si haría en España las bromas racistas que hago aquí con mis compañeros de color, mejor dicho negros (porque son negros al igual que yo soy blanco) alguno me llevaba directamente a la guillotina y me tachaba de racista. El otro día sin ir más lejos, jugando al fútbol tenis, me fui un momento a por la cámara de vídeo y cuando volví y pregunté por el resultado para saber quién iba ganando, Kennedy Mweene me contestó: “Ganamos los negros coach”. Y lo decía porque Wayne Sandilands, que jugaba al otro lado de la red, es blanco, y tanto Dennis como él son negros. Bueno, son negros porque lo dicen ellos, porque en España diríamos que son jugadores de color.
Yo mismo a veces cuando escribo hablo de “gente de color” , y más que nada lo hago para no herir la sensibilidad del que lee, pues hay gente muy puntillosa con estas cosas. No es mi caso. Estoy también acostumbrado a soportar gran cantidad de bromas en referencia al color de mi piel y es algo que no me preocupa ¡Incluso les pido que me lancen plátanos!
Es más, me gusta que bromeen con ello, da mucho juego y uno disfruta mejor el día con un buen sentido del humor. Gracias a Dios lo poseo, y espero que el  Todopoderoso me ayude a conservarlo durante mucho, mucho tiempo. Muchos componentes de la familia Sundowns me llaman “Black Brother” (Hermano Negro), y yo cuando me dirijo a ellos lo hago en forma de “My community” (mi comunidad). A menudo, cuando alguien hace recuento del número de blancos que hay en algún sitio (haciendo referencia al escaso número) y me incluyen en el recuento, siempre hay alguien que dice: ¡No, este no cuenta, que es negro!
Y yo mismo, cuando se genera alguna situación “Made in África” propia de este continente, digo sonriendo: “A partir de ahora ya no soy negro, a partir de ahora soy blanco de nuevo. Abandono mi comunidad”. Eso si, luego, cuando me interesa, les digo: “Podéis contar conmigo que vuelvo a la comunidad, a los blancos no hay quién los entienda”. En fin, diferentes maneras de tratar las cosas. El respeto hacia las personas se demuestra con muchas otras cosas, que van más relacionadas con los hechos que con las palabras.
Aprovecho para adjuntar un enlace publicado en esta misma web hace un tiempo a otro articulo de mi blog personal en el cual hacía referencia al tema del color de la piel. De obligada lectura. Y por cierto, no os olvidéis nunca que el racismo es una vía de doble sentido, como casi todo en esta vida.
¿La frase del día de hoy? “La persona que tiene la mala costumbre de concentrarse más en lo negativo que en lo positivo termina por ignorar lo bueno” (Walter Riso). Y, ya puestos, una segunda: “La mentira más común es aquella con la que un hombre se engaña a sí mismo. Engañar a los demás es un defecto relativamente vano” (Friedrich Nietzsche). Desde Johannesburgo como siempre con amor el goalkeeper coach de Sundowns, también conocido por algunos, solo por algunos, como mlungu (hombre blanco), Black Brother o Jon Pascua Ibarrola. Y por cierto, para los que quieran saber la cruda realidad de África en todos estos aspectos, nada como seguir en twitter a @xavieraldekoa corresponsal en África y experto en todo lo relacionado con este continente.
Foto: Algunas imágenes de lo que deparó la tarde de este jueves en el décimo aniversario de la Kay Motsepe School Cup disputada en la ciudad de Pretoria. Con Helvezio, nuestro preparador físico brasileño, y dos de las finalistas del certamen “Miss Mamelodi Sundowns” de la temporada pasada. Hay amor en todas partes y en cada rincón del mundo. África I love you so much!
Jon Pascua Ibarrola
Sábado 11 de octubre de 2014, Johannesburgo

Comments are closed.