Finalizado el congreso internacional de Talca en Chile volvemos a España

Tras una intensa, increíble y espectacular semana en Talca (República de Chile), y una vez finalizado el 2º Congreso Internacional de Entrenadores de Arqueros que tiene lugar en dicha ciudad, vuelvo a casa.

Salida programada para las 13:30 del mediodía de hoy lunes desde el aeropuerto de Santiago de Chile y llegada al de Bilbao las 12:45 del martes tras hacer escala en Rio de Janeiro y Madrid. Como siempre, tan solo puedo decir que ha merecido la pena, tanto por el aspecto deportivo como por el plano personal.

Volver a ver  en Chile a todos esos compañeros de profesión, que hace un año y por estas mismas fechas se convirtieron en amigos, ha sido como volver a estar en casa. Parece mentira que hayan pasado prácticamente 365 días y nuestra relación esté en el mismo punto en el que la dejamos. Y cuando hablo de compañeros de profesión no hablo tan sólo de los ponentes o expositores que participaron en el Congreso, sino de los que también acudieron al evento y participaron desde el otro lado del atril.

El trato de igual a igual y la cercanía entre todos los que participamos en el Congreso es lo que hacen que este encuentro se convierta en algo especial, muy especial. Yo lo llamaría el congreso de la “buena onda”, el de los entrenadores de porteros “de la calle”, el del trato de “igual a igual”.

No hay alfombra “roja” para los ponentes, ni entrada en helicóptero al campo, ni salida de las instalaciones con escolta policial. Sobre todo por aquella frase de Mozart que dice aquello de “El único símbolo de superioridad es la bondad”. También por aquello de que todos sabemos que a menudo hay más conocimiento en el lado de los que están escuchando que en el de los que estamos hablando. Porque estar a uno u otro lado a menudo no es producto de la cantidad de conocimiento que se tiene sino de las circunstancias.

En definitiva, a todos aquellos que vinieron y a los que no pudieron hacerlo, decirles que ha sido una semana magnífica, entrañable y especial, muy especial. Que me alegro de haberlos podido ver de nuevo y de haberlos conocido, y que siento un gran respeto por todos ustedes.

Sin duda alguna comentar que en unos cuantos días escribiré algo con más detalle sobre este evento pero mientras, me gustaría cerrar esta nota con mi más sincero agradecimiento a Martín Gutierrez y su familia por lo que representan para el resto de los mortales, un gran ejemplo de amor hacia los valores, las relaciones personales, la familia y la vida. Espero verlos de nuevo muy pronto, tanto a ustedes como a todos los que formaron parte en este evento. ¿La frase del día de hoy? “Las personas especiales son aquellas que tienen la oportunidad de brindarse a los demás. Los finales felices no existen porque las buenas historias nunca terminaron” (Anónimo). Desde Santiago de Chile como siempre con amor, mucho amor ese que algunos, solo algunos, conocen como Jon Pascua Ibarrola.

Foto: Durante mi presentación teórica en este el 2º Congreso Internacional de Entrenadores de Arqueros de Talca en el que hablé sobre la técnica de caídas y las reincorporaciones.

Comments are closed.